Comparte en...
Share on Facebook
Facebook
Pin on Pinterest
Pinterest

Desde que nació Leo habíamos estado en varios sitios de Europa y de México pero siempre por poco tiempo o acompañados por otras personas, así que esta fue nuestra primera oportunidad para estar de vacaciones los tres. Antes de que naciera nos gustaba viajar así que pensamos que era una buena oportunidad para integrar a nuestro hijo en nuestro estilo de vida. Leo tenía entonces un año cuatro meses.

Los preparativos:

  • Acudir al médico para revisar que todo esté en orden y que las vacunas que tiene el niño estén al día.
  • Preparar la maleta con todo lo que no se puede encontrar en Indonesia como: la formula de leche si es que toma una en especial, pañales o toallitas (hay en los supermercados en Bali pero si tienes una preferencia mejor llévalos)
  • Snacks favoritos.
  • Ropa y accesorios adecuados: Flotadores, bañador, pañales para piscina, bloqueador solar, kit médico, etc.
  • Mochila portabebé y cochecito de bebé: compramos una de segunda mano por 30 euros para no sufrir si se rompía y fue la mejor decisión.
  • En cuanto al alojamiento no hay nada mejor que aprovechar las villas con piscina que hay por toda la isla.
  • Una maleta de mano muy preparada para el viaje. Si quieres saber más sobre viajar en avión con un niño aquí lo relato todo.

Volando con un bebé

Este era mi tercer viaje a otro continente. La ruta fue Barcelona-Doha-Denpasar con Qatar Airwais. Había volado con esta compañía a la India y aunque me había gustado, sin duda su servicio cuando llevas un pequeño es aún mejor. Gracias a los pasajeros, azafatas, un super kit de entretenimiento y los accesorios de la aerolínea que nos proporcionaron, Leo estuvo siempre atendido hasta que finalmente llegamos a Denpasar. Decidimos quedarnos en Ubud ocho días, cuatro en Uluwatu y cuatro en Canguu.

Para saber qué hacer y a dónde ir en la isla sigue leyendo aquí.

Comparte en...
Share on Facebook
Facebook
Pin on Pinterest
Pinterest